El histograma

Ese gran desconocido.

En la mayoría de cámaras digitales réflex y últimamente en compactas de gama alta, tenemos unos gráficos, que nos indican como los niveles de luz (y colores) han afectado a nuestra foto.
En líneas generales, es una representación gráfica de la cantidad de pixeles utilizados en cada uno de los diferentes rangos de tonos (oscuros, medios y blancos).

Si hacemos una foto sobre una pared blanca, veremos que el gráfico se centra en la parte derecha de la gráfica ya que el uso mayoritario de pixeles estarán dedicados a la zona de tonos claros. En cambio si hacemos la foto ha una parte oscura el efecto será el contrario, veremos que la mayoría de pixeles están siendo dedicados a la zona de tonos oscuros, si por el contrario hacemos una foto sobre una superficie gris la tendencia será a que los pixeles de mayor uso son aquellos que se situarán en la zona tonal media.
Por tanto, si hacemos una foto en la que existen zonas de todos los tonos hemos de asegurarnos que en ningún caso el número de píxeles dedicados exceda un máximo para tener una foto equilibrada en cuanto a luz.
Es muy importante saber leer el histograma que nos muestra la cámara para poder compensar o modificar el gráfico hasta tener una foto equilibrada.

Tal y como se puede observar en la imagen siguiente, todas las zonas de una foto salen representadas en el histograma y nos ayudan a ver que partes han afectado más al sensor de la cámara. Es, por así decirlo, un fotómetro digital que nos indic la cantidad de luz que nos capta el sensor de la cámara y si hemos de rectificar algún punto de diafragma o velocidad.

Nunca dejéis de mirar el histograma de vuestra cámara, os indicará y mostrará mucha información para mejorar vuestras fotos.

Cuál sería la foto perfecta en cuanto a luz? Toda aquella que esté equilibrada sin llegar a picos excesivamente altos. Si tenemos picos altos se nos indica que tenemos partes completamente blanca o completamente oscuras. Muchas cámaras nos indican con colores rojos sobre la foto y parpadeando las partes “quemadas” o excesivamente blancas y en color azul las partes oscuras o sin exposición.

Esto también nos ayuda a saber de forma rápida, que debemos hacer para compensar la imagen.

¿Quién había dicho que la fotografía digital era fácil?.

 

 

 
En el post-proceso si utilizamos programas como el PhotoShop, LightRoom o similares, estos cuentan con histogramas que nos indican lo mismo. Si hemos realizado la imagen en formato RAW, no tenemos problemas, podremos compensar los excesos o defectos de luz sobre la imagen. Si la hemos hecho en formato JPG o en cualquier otro distinto al RAW, no podremos hacer ninguna corrección sin que se note.

 

This entry was posted in Tratamiento digital and tagged , , , .